jul
13

La locura de Gabriel García Márquez

Posteado a las 13 de Julio de 2012 - 11:20 1 comentario
Envía tu comentario
X

* Campos obligatorios

  1. Digita los número de la imagen y haz clic en el botón Enviar

  2. AVISO: Los comentarios son responsabilidad de sus autores y no representan la opinión de Terra. Está prohibido incluir comentarios que violen la ley, la moral, las buenas costumbres y derechos de terceros. Terra podrá retirar, sin previo aviso, comentarios que no respeten los criterios impuestos en este aviso o que estén fuera del tema de la noticia comentada.

El Gabo siempre fue un loco de aquellos. Quizás no tanto como Salvador Dalí, cuya vida fue marcada más por sus excentricidades que por su arte.

Lo de Gabriel García Márquez fue una locura llena de magia, de realismo, de realismo mágico. Se tiene que ser loco para contar una historia como la de la familia Buendía y Macondo. Las personas normales no escriben novelas como ‘El otoño del patriarca’ o ‘El amor en los tiempos del cólera’. No. Es imposible.

El Gabo siempre fue un loco. Pero ahora, no se trata de esa locura creativa que lo levantó por encima de los mortales que despuntan el vicio de la tinta y el papel. No. Ahora, el hijo de Aracataca sufre de demencia senil. Y ya no escribe más. Lo dijo su hermano Jaime.

Su libro ‘Relato de un náufrago que estuvo diez días a la deriva’ fue uno de los primeros que leí en mi vida. Y me marcó para siempre. Quizás de allí venga mi pasión por el periodismo, profesión que he abrazado gran parte de mi vida. Eran unas pocas páginas, pero en cada una de ellas estaba esa magia que no me soltaba. Y aún no, no me suelta.

Gabo, una vez dijiste que la vida no era lo que uno había vivido sino lo que uno recuerda. Y cómo lo recuerda, para contarlo. Y vos, loco, la contaste mejor que nadie.